salud

Facultad de Ciencias de la Salud UCM ha mantenido prácticas clínicas en toda la pandemia

Como respuesta a la normativa ministerial en el actual contexto sanitario impidió el ingreso a campos clínicos de estudiantes de segundo a cuarto año debido a que todos los esfuerzos sanitarios estaba enfocados en la pandemia; la Facultad generó proyectos de atención a la comunidad y fortaleció los centros docentes y de simulación con más equipamiento.

 

“La pandemia no nos ha detenido y desde 2020 desarrollamos prácticas tanto en nuestros centros docentes asistenciales como en los campos clínicos. Lo hacemos porque entendemos que las prácticas son claves para la formación profesional”, expresó Paula Ceballos, decana de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Católica del Maule.

La decana explicó que, ante las restricciones de acceso a los campos clínicos por parte del Ministerio, “buscamos nuevas opciones para que nuestros estudiantes continuaran poniendo en práctica sus conocimientos y ello ha implicado la migración a la virtualidad de programas de atención comunitaria que ya se lideraban desde las escuelas”.

Ceballos añadió que “esto ha venido acompañado de una mayor inversión y la respuesta al llamado del Ministerio de Educación y de nuestra Institución al regreso paulatino y con estrictas medida de seguridad a actividades presenciales. En julio ingresaron a los campus los primeros estudiantes y este segundo semestre todas las escuelas tienen contempladas actividades prioritarias presenciales en todos los niveles”.

Una fuerte inversión se realizó para todas las seis carreras de FACSA-UCM, para la adquisición de fantomas, softwares especializados de simulación virtual, insumos y equipamiento para los Centros de Simulación del Cuidado en Enfermería de las sedes Talca y Curicó y las obras del Centro Oftalmológico y de Simulación en Imagenología de la Escuela de Tecnología Médica finalizaron para abrir sus puertas a los estudiantes de tercer año quienes, en el corto plazo, realizarán atenciones a la comunidad.

En la voz de los estudiantes

Por su parte, la Escuela de Terapia Ocupacional UCM inició la ejecución del programa Tejiendo Redes en apoyo a la salud de las tejedoras de Quinamávida y que ha involucrado la evaluación funcional en terreno de las artesanas y la generación de material educativo. Se realiza en alianza con la Fundación para la Superación de la Pobreza y el Centro Integral de Innovación Social UCM.

Valentina Fuentes, estudiante de primer año de la carrera, expresó que “todo lo que he visto en clases se hizo realidad en terreno junto a ellas (las tejedoras). Mi objetivo es generar cierto tipo de ejercicios y estrategias para que puedan sentirse mejor y prolonguen el tiempo de tejido porque para ellas es su vida”.

Desde Psicología, las prácticas online no se han detenido en el Centro de Atención Psicológica Integral y este segundo semestre ya retomaron las horas de psicoterapia con algunos pacientes de la lista de espera. Además, los estudiantes lideran y participan activamente de proyectos de apoyo en psicosocial y generando material educativo en las redes sociales @capiucm.

Algunos de ellos son el Grupo Familia en Duelo entrega soporte emocional a padres que han sufrido la pérdida de un hijo; el apoyo al programa Cuidado Cuídate de San Clemente para familiares de personas dependientes; el Espacio del Encuentro resuelve dudas sobre crianza vía WhatsApp y los talleres sobre perspectiva de género en las prácticas pedagógicas junto a la Escuela de Párvulos Inés Sylvester de Artozón de Talca.

Martina Mihovilovic, estudiante de último año de Psicología y quien participa impartiendo los talleres, expresó que “estos temas son poco abordados y, en las revisiones que hemos hecho, cuesta material informativo porque es un tema muy actual. Me siento orgullosa por poder llevar esta perspectiva de perspectiva de género porque es poco abordado y es un tema muy relevante que debe seguir desarrollándose para que más gente se atreva a hablar de educación no sexista”.

En Kinesiología, las actividades prácticas comenzaron a retomarse para que los alumnos de todos los niveles pongan en práctica sus conocimientos. A nivel nutricional y dado que esta arista ha tomado relevancia en pandemia debido a que la mala alimentación nos deja más vulnerables ante el virus, la Escuela de Nutrición y Dietética innovó y fue pionera con el servicio de atención nutricional online a través de juntosnoscuidamos.ucm.cl.

Natalia Acevedo, quien realizó su práctica durante el primer semestre en esta iniciativa expresó que “es una modalidad que está de moda y es una buena instancia para interactuar con los pacientes y nos da la posibilidad de hacer una consulta más larga, pues en la presencialidad son 15 minutos y nosotros ofrecemos media hora, por lo que podemos hacer un análisis más profundo, dar más recomendaciones, resolver dudas y he visto que los pacientes han quedado muy contentos”.

En la sede Talca, la Escuela de Enfermería aportó a la ciudadanía desde Telecuidado, un proyecto de acompañamiento telefónico a los pacientes con enfermedades cardiovasculares de la posta rural Mercedes. En Curicó, los estudiantes de tercer año participaron activamente de la vacunación y, en este segundo semestre, se suman a Prosalud UCM una iniciativa para que busca promover hábitos saludables en los preescolares de la Red de Escuelas de Lenguaje de la Provincia curicana.